Cómo

TE DAMOS EL SOL

Heliostato



Somos capaces de manejar el calor y la luz del Sol a nuestro antojo, llevarla a donde usted quiera y mantenerla fija todo el día, durante todo el año.


¿Cómo lo hacemos? Con reflectores solares, una especie de espejos móviles llamados HELIOSTATOS situados de forma estratégica, que orientamos en cada momento siguiendo la posición del Sol para reflejar su luz hacia donde usted desee. El espejo funciona de manera completamente automática, como un GIRASOL.


Con este sistema usted puede dirigir la luz del Sol hacia donde desee: un patio interior, una fachada norte, una ventana mal orientada…


 


¡Sólo díganos cuál es su objetivo de iluminación y nosotros nos encargamos del resto!